Abrir un bufete de abogados es una actividad rentable en nuestro país

14 mayo, 2021
Abrir un bufete de abogados es una actividad rentable en nuestro país

Todos los días, cuando abrimos un periódico, escuchamos la radio o encendemos la televisión, escuchamos una noticia que versa sobre la celebración de un juicio. En España, estamos más que acostumbrados a eso: corrupción, apropiación ilícita, violencia de género… La verdad es que todos estos asuntos están a la orden del día en el interior de nuestras fronteras, por desgracia, y es evidente que es imprescindible que la sociedad española le ponga freno de alguna manera. La justicia, la Ley, es la mejor herramienta para cumplir con este cometido. No podía ser de otra manera.

Esto es lo que hace que haya una tremenda cantidad de personas en nuestro país que se encargue de dirigir una empresa relacionada de algún modo con la justicia. Son muchos los servicios que se necesitan para intentar defender a las personas que se encuentran inmersas en un proceso judicial. Vale como prueba algo que todos y todas sabemos desde hace tiempo: que la justicia española está saturada porque hay abiertos o pendientes miles y miles de juicios por miles y miles de motivos. Desde luego, el colapso de los juzgados es uno de los problemas más grandes de nuestro país ahora mismo.

Esto se une a otro de los problemas que también tienen mucho que ver con la justicia de este país: que los juicios se eternizan. Así lo manifestaba una noticia publicada en la página web del diario El Mundo, que asegura que, para resolver un juicio, la media es de 296 días. Eso sí, no somos ni de lejos el país en el que más se tarda para resolver un litigio. En Italia, la espera es casi el doble (533 días) y en Portugal la espera también es eterna (430 días). No cabe la menor duda de que este es un problema tremendo y que hay que ponerle solución ya.

Una noticia que fue publicada en la página web de El Periódico indicaba que la corrupción, por ejemplo, sigue siendo uno de los motivos por los cuales los juzgados de nuestro país están colapsados. En nuestro país se procesó a un total de 411 personas solo durante el año 2017. Desde luego, resulta evidente que el dato es mejorable y que la justicia debe estar preparada para intentar resolver de un modo eficaz todos los asuntos que estén relacionados con el colapso de los tribunales.

La cantidad de problemas con la justicia hace que en España sea rentable tener una entidad como un bufete de abogados. Son muchas las personas que necesitan el apoyo de un abogado ya no solo para defenderse de acusaciones, sino también para resolver todo tipo de trámites en un país que todavía está fuertemente caracterizado por la burocracia. Esto es lo que nos han indicado desde Bufete Albanés, cuyos profesionales también indican que ha crecido el número de ciudadanos que ha querido potenciar su seguridad jurídica con el fin de defenderse de cualquier acusación que les pueda llegar en un momento dado.

Una necesidad para empresas y particulares

Disponer de una defensa ante todo tipo de problemas legales es algo que viene bien a todo el mundo. Los particulares porque, como es evidente, ganan grandes dosis de tranquilidad con ello. Y para las empresas también es interesante porque no cabe la menor duda de que, sobre todo si son pymes, con ello tienen la seguridad de no estar incumpliendo ningún trámite que sea de obligado cumplimiento en el ejercicio habitual de su actividad. Esto es realmente importante para intentar mantener una buena imagen ante el público objetivo que estemos buscando y para todas aquellas personas que ya formen parte de nuestra clientela.

Para ser completamente eficientes en el seno de una empresa, hay una cosa que debemos tener clara: cuantos menos miedos tengamos, mayor será nuestro rendimiento como institución. Y saber de antemano, gracias a un abogado, que no vamos a tener problemas legales de ningún tipo es una de las cosas que más nos hacen respirar tranquilos. No está valorada la tranquilidad que eso proporciona en un momento como en el que nos encontramos y los beneficios que eso nos da en materia de seguridad. De no ser por esa seguridad jurídica y consejos que nos proporcionan los abogados, nada sería igual en el mundo del emprendimiento.

Estamos hablando de uno de los servicios que son eseciales para la mayoría de emprendedores. Y es que una buena parte de ellos, que como hemos dicho, dispone de empresas de tamaño pequeño o mediano, es fundamental el consejo jurídico que un abogado les pueda proporcionar. En muchos casos, esa es la diferencia entre el éxito y el fracaso a la hora de valorar la actividad que desempeñamos en su conjunto.